Historia petrificada

By on 6-14-2014 in 5 - Los Animales, Animales de tiempos pasados

Cuando vivían los dinosaurios no había hombres en el mundo. ¿Cómo, pues, sabemos que existieron los dinosaurios y otros animales de la antigüedad?

Cuando un dinosaurio moría o lo mataban, su cuerpo caía a veces en el barro y quedaba cubierto por él. Las partes blandas se pudrían y al final sólo quedaban los huesos.

Lentamente, el barro que cubría los huesos se iba endureciendo hasta transformarse en roca. Los huesos se pudrían a su vez, dejando agujeros dentro de la roca. Estos agujeros tenían exactamente la misma forma de los huesos.

El barro y la arena se introducían en estos agujeros a través de las hendiduras de la roca. Los agujeros se rellenaban. Y después de un largo tiempo, el barro y la arena del interior de los agujeros se transformaban también en rocas que tenían la misma forma que los huesos del dinosaurio.

Los científicos buscan este tipo de esqueletos de piedra excavando en el suelo. Una vez los han hallado, pueden saber cómo era el animal, por el tamaño de sus huesos, y qué comía, por el tamaño de sus dientes. A veces pueden saber si el animal tenía desarrollados los sentidos de la vista, el oído y el olfato.

Estos esqueletos de piedra se llaman fósiles. Hay otra clase de fósiles. Los dinosaurios dejaban las huellas de sus patas en el barro, y cuando el barro se convertía en piedra, las huellas quedaban también grabadas en piedra. A veces un insecto quedaba atrapado en una gota de savia de árbol que se convertía en una piedrecita de cristal, llamada ámbar. Estos fósiles son como historia escrita en piedra, que nos dice cómo eran los animales que vivieron hace tiempo.

Esqueleto fósil de dinosaurio Coelophysis

He aquí unos fósiles de animales que murieron y quedaron cubiertos de barro hace cientos de millones de años. Por estos fósiles podemos saber cómo eran los animales.


Trilobites y Brachiopods fósiles

Premium WP Plugins
A %d blogueros les gusta esto: