Secretos de jardinería

By on 6-23-2014 in 6 - Las Plantas, Cómo crece tu jardín

 Antes de poner en marcha tu jardín, debes escoger un buen lugar. La mayor parte de las plantas de jardín necesitan mucha luz solar; por tanto, elige para ellas un sitio en el que el sol dé casi todo el día.

Después, cava la tierra, remuévela y rastríllala suavemente. Tu padre o tu madre te pueden ayudar, si es necesario.

Cuando la tierra esté preparada, traza varias líneas para las semillas o plantas que vayas a plantar. Clava firmemente algunos palos puntiagudos en el suelo. Luego, extiende un cordel entre ellos, como lo han hecho los niños de la ilustración de la página de al lado.

Para hacer los agujeros donde poner las semillas, clava un palo puntiagudo en el suelo. Si quieres plantar pequeñas plantas ya nacidas, como cebollas o tomates, te hará falta una paleta. Empléala como si fuera una cuchara grande para vaciar los agujeros.

Para la tierra sobrante y arrancar las hierbas, te irá bien un rastrillo de mano. Arrodíllate en el suelo y arrástralo por todo el jardín.

Riega la tierra alrededor de cada planta o semilla hasta que esté mojada, pero no encharcada.

Primavera: plantar

Así podría ser tu jardín cuando empezases a dedicarte a él en primavera. Cada fila de plantas o semillas se han señalado con un cordel. Los paquetes vacíos de semillas indican qué plantas se han plantado en cada fila. La mayoría de las plantas se han dispuesto allí donde da más el sol. Muchas plantas, pero no todas, necesitan mucha luz solar. Algunas, como los pensamientos, crecen bien, e incluso mejor, en la sombra. Por ello, estos niños han plantado los pensamientos a la sombra del árbol.


Verano: escardar

A principios de verano, las plantas del jardín han crecido bastante, ¡pero también las malas hierbas! Aquí, la niña arranca las hierbas con la mano, pero el muchacho lo hace con una azada. Está observando un insecto que comía una de sus patatas. Deberá encontrar una manera de proteger sus plantas contra los insectos. Los muchachos tendrán que regar las plantas, si no llueve, después de la puesta del sol. Así, el sol no secará el agua antes de que el suelo se empape.

Oto no: recoger

La recolecci6n es la rec~mpensa del jardfn por todo vuestro duro trabajo. Las flores pueden cortarse en cuanto florecen. Si las cogeis, otras muchas floreceran despues. Pero no es

tan facil decir cuando hay que recoger las hortalizas que estan bajo tierra. Sin embargo, las ilustraciones de las paginas 1 54-155, te indicaran que aspecto tienen algunas de estas plantas cuando estan a punto para la recolecci6n. Si habeis plantado ca labazas, podeis recogerlas grandes y de buen color precisamente el dfa de Todos los Santos.

Premium WP Plugins
A %d blogueros les gusta esto: