Yo en el espejo

By on 8-13-2014 in 7 - Cómo funcionan las cosas, Espejos, lentes y prismas

Estoy aquí y estoy allá. Estoy aquí, de pie, y estoy también en el espejo. ¿Cuál de ellos soy yo?

Yo creo que soy el de aquí

y que el niño

del espejo es una copia.

Pero todo lo hace al revés.

Si guiño el ojo izquierdo, él guiña el derecho.

Si doy una patada con el pie izquierdo, él la da con el derecho.

Trato de darle la mano y él me da la contraria.

Si leo un libro delante del espejo,

él lee el mismo libro con las letras al revés. Cuando intento sorprenderle espiando por un ángulo del espejo, allí está él, espiándome a mí.

¿Soy yo o es él?

El niño del espejo aparece al revés porque la luz lanza la imagen del niño directamente al espejo y luego la devuelve.

El espejo es una hoja de cristal con una capa de pintura plateada en la cara posterior.

Si no tuviera la capa de pintura plateada, el espejo no sería tal espejo.

La luz pasaría a través del cristal como pasa a través de una ventana.

La pintura de plata hace que la luz rebote, es decir, se refleje.

Si pudiéramos ver al niño a través de una ventana, no parecería estar de espaldas.

La luz pasa directamente a través del cristal y no vuelve hacia atrás.

Premium WP Plugins
A %d blogueros les gusta esto: