Cómo modelar una cabeza de barro

Cómo modelar una cabeza de barro

Materiales:

• barro de modelar • un palito puntiagudo o un lápiz

La cabeza

Coge una gran masa de arcilla y amásala como si fuera pasta hasta eliminar todas las bolsas de aire y las partes esponjosas. Dale forma de bola para la cabeza.

Prepara otra bola más pequeña para el cuello. Sitúala en la cabeza y alisa la arcilla por la parte en que el cuello y la cabeza se unen. Aplana la base del cuello para que la cabeza se mantenga erguida.

Con otros dos trozos de barro modela las orejas. Colócalas a los dos lados de la cabeza, debajo del nivel de la línea del entrecejo. Alisa el barro después de haber adherido las orejas y la nariz.

Enrolla un poco de barro en forma de gusano y córtalo en trozos para las cejas y los labios.

La cara

Las comisuras de los labios y los ojos pueden reflejar una expresión feliz o triste según se orienten hacia arriba o hacia abajo. Los ojos grandes y redondos expresan sorpresa.

Traza una línea tenue alrededor de la cabeza, a la altura del entrecejo. Marca los ojos en esta línea con el palillo puntiagudo.

Después, amasa un poco de barro para la nariz y añádela a la cara entre los ojos y justo debajo de la línea antes marcada.

Para dar forma a la barbilla y las mejillas, añade barro a la cara. Con el palillo puntiagudo puedes marcar los cabellos. Si quieres modelar una cabeza de niña, debes añadir más barro para poder marcar el cabello.