Construye tu propio rompecabezas

Construye tu propio rompecabezas

Materiales:

•    un trozo delgado de tablero conglomerado

•    una fotografía recortada de una revista

•    pegamento • laca

La paleta de ping-pong

Materiales:   

•    tablero contrachapado delgado

•    cartulina para hacer un patrón

Corta un modelo de paleta en un trozo de cartulina. Mira el dibujo. Puedes darle cualquier medida, pero procura que sea fácil de asir con la mano. Antes, ensaya con diversos modelos.

Marca en el tablero contrachapado los contornos del modelo de cartulina. Para serrarlo, sujeta el tablero en el tomillo de banco.

Con papel de lija, pule los bordes de la paleta. Con dos paletas y una pelota, podéis jugar tú y tus amigos al ping-pong.    

Pega la fotografía en el tablero. Después, repasa con un rodillo la superficie de la fotografía; así desaparecerán las ampollas de aire.

Cuando la goma esté seca, aplica a la fotografía una capa de laca y déjala secar.

Corta las piezas del rompecabezas con una sierra de marquetería. Antes, sujeta el tablero en el tomillo de banco.

Puedes hacer cuantas piezas quieras y darles las formas que desees.

Al terminar, guarda todas las piezas en una caja de puros.

Juega tú solo

También puedes jugar tú solo con una paleta y una pelota.

Necesitarás una paleta, algunas gomas y una pelota de caucho.

Enlaza las gomas tal como se muestra en la ilustración. Una vez tensas, deben formar una cadena tan larga como tu brazo.

Clava o sujeta un extremo de la goma al centro de la paleta. Pide a tu madre que cosa o sujete el otro extremo a la pelota. O sujétalo tú mismo si puedes.



El juego consiste en lanzar la pelota hacia el aire y no fallar al recogerla. Cuenta cuántas veces lo logras.