Las cuerdas del puerto

Posted By Manuel on Abr 28, 2015 |


En un puerto de mar, los marineros y los estibadores usan cuerdas para muchos trabajos.

Un barco atraca

Cuando llega un barco al puerto, hay que amarrarlo con cuerdas muy resistentes para evitar que la marea lo arrastre.

Un marinero ata unas cuerdas delgadas y ligeras a las gruesas cuerdas del barco. Después, las lanza a otros marineros que están en el muelle; éstos tiran de ellas, acercan las gruesas y las atan sólidamente a unos pilotes de hierro, los bolardos.



 

Carga y descarga de un barco

El barco que lleva carga se llama mercante. Cuando atraca en el puerto, los estibadores suben a bordo y comienzan a descargarlo. Ponen cajas, sacos y barriles en unas grandes redes de cuerda o atan fuertes cables a los autocares, a las máquinas y a las otras mercancías pesadas o de gran tamaño.

Atan todas las mercancías a unas cuerdas y las hacen oscilar, en el aire, hasta colocarlas fuera del barco.

Después de descargar el barco, los estibadores comienzan a cargarlo con nuevas mercancías destinadas a otros puertos.